martes, junio 03, 2014

Aplazan de nuevo caso Jordi; abogado dice se sintió mareado


SANTIAGO. El juicio de fondo contra los acusados del atentado criminal contra el abogado Jordi Veras fue aplazado para mañana miércoles a las 10:00 a.m., luego de que un abogado de uno de los imputados supuestamente se enfermara en medio de la audiencia.

El abogado Leonardo Tavares, quien representa al imputado Franklin Reynoso, dijo que mientras se encontraba sentado en un banco, se sentía mareado y con fiebre, por lo que el tribunal posteriormente decidió aplazar el juicio.

Tras el aplazamiento de la audiencia, Jordi Veras manifestó que esperará con paciencia el final del juicio, tras indicar que confía en la justicia de Santiago.

Más temprano, el testigo del Ministerio Público, Susano Abad, dijo que uno de los imputados usó su número de cédula para comprar un chip, que luego utilizó en un celular desde el cual hizo varias llamadas.

Abad, narró que por el uso del chip lo andaban buscando, tras implicarlo injustamente en el atentado criminal.

"Yo me presenté a la Fiscalía de Santiago, porque un hermano mío me llamó para decirme que me estaban buscando por el atentado criminal que yo desconocía, y luego se aclaró que yo no tengo nada que ver en ese hecho", expresó Abad, al ser interrogado por un representante del Ministerio Público.

Luego otro testigo, identificado como José Tomas Vallejo Montero, investigador forense digital de la Policía, informó que en la agenda del celular de Francisco Alberto Carela había dos números de teléfonos, uno de Candy Caminero y el otro de Adriano Román.

La pasada audiencia también había sido aplazada,porque el abogado Otilio Hernández, representante de Candy Caminero, presentó problemas en una de sus piernas.